martes, 31 de mayo de 2011

¿A quién le importa lo que usted lleve puesto?



Pensando en las recomendaciones y escritos que tratan el cómo debemos vestirnos para una entrevista de trabajo o para nuestros respectivos trabajos e incluso cuál debe ser el vestuario para un festival de música (no cualquier festival por supuesto, Coachella se lleva el primer premio en cuanto a reflexiones textiles) la conclusión es que importa a la gente y mucho lo que lleves puesto.
Así pues la ropa aún a nuestro pesar, nos define, como seres hijos de nuestro tiempo, corriendo en pos de las tendencias que se muestran caprichosas y rápidamente cambiantes, nos definen por adoptarlas primero que nadie, por rechazarlas, por rescatarlas cuando nadie las sigue, hagas lo que hagas siempre estarás catalogado según cómo te vistas. ¿Es esto justo? ¿es realmente vestirse un acto tan importante?.
Cuando pensamos en nuestros ritos cotidianos a los que algunos nos aferramos con obsesión y otros se sienten esclavizados y atrapados en ellos, el de vestirse es fundamental, la frase “es un hombre que se viste por los pies” siempre me ha parecido un poco extraña pero la recuerdo muchas veces cuando me visto para un acontecimiento importante, pienso que nada debe dejarse al azar, así que aunque pretendas que lo que has escogido te cayó encima desde el armario nada está más lejos de la realidad. He comprobado que de forma inconsciente para presentarme a algunos exámenes me puse el mismo vestido, que para viajar llevo a veces el mismo bolso (que no es el mismo si viajo en tren o en avión), que para salir por la noche hay zapatos que sencillamente están prohibidos, en definitiva que no soy quien soy por cómo me visto pero que algo te estoy diciendo de mí con lo que llevo puesto y considero que tú aunque sea involuntariamente algo me cuentas también de ti a través de lo que vistes.
La primera atracción hacia la música es evidentemente la que sientes por las notas o por las letras de las canciones, pero también influye cuando ves fotografías de la gente que las crea, especialmente si hablamos de rock. Cuando empecé a compartir habitación con una completa desconocida en París lo primero que colgué en mi pared fue una gran foto de Maria Callas al lado de otra de Jim Morrison con sus brazos extendidos y sus collares indios, ambas en blanco y negro representaban la fuerza de la personalidad, la decisión para vivir la vida que quieres y el talento a veces (in)comprendido, nadie puede negar que crearon un estilo que o lo amas o lo odias. A la desconocida le pareció inapropiado que yo hiciera convivir a dos personalidades tan distintas pero cuando me fui a otro piso me pidió quedarse con las fotos, habían cobrado también para ella un significado las personas fotografiadas y lo que sus atuendos y actitudes decían.
Entonces si somos lo que vestimos ¿cuántas personas podemos ser al cabo del día, de una vida entera?; en esencia siempre los mismos, sólo que dejando traslucir lo que sentimos o el momento por el que pasamos. Las culturas de cada país, los períodos históricos, el arte están impregnados de las modas, una de las cosas que más me gusta de los artistas del Renacimiento es que en la reivindicación del ser humano como centro de todas las cosas se atrevieron a que las escenas religiosas estuvieran protagonizadas por los hombres y mujeres de su tiempo, vestidos como los hombres y mujeres de su tiempo, desafiantes y siendo conscientes de la ruptura con la historia que estaban protagonizando, porque cuando formas parte de un cambio tan importante tienes una responsabilidad. Algunas pinturas no trataban ya de la moda sino de lo que somos en realidad, carne y huesos, perecederos pero libres.
Cuando ves a alguien después de mucho tiempo incluso años puedes seguir reconociendo su estilo, por pequeños detalles incluso, y por eso sabes que sigue siendo la misma persona que conociste y frecuentaste. Se lleve lo que se lleve lo importante es llevarlo con dignidad, ser siempre tu por encima de las tendencias, reconocerte tu por encima de lo apropiado y lo que recomiendan. Vayas a la entrevista de trabajo o al concierto algo de ti tiene que estar en los dos atuendos, un detalle, una concesión hacia lo que eres y serás siempre vistas lo que vistas, le importe a quien le importe…y claro que importa.


















*Thinking about those essays and articles that suggest us what to wear for a job interview or for a music festival (Coachella is obviously the one that inspires the most when fashion is the question) the answer is that people cares and even a lot who wear what.
Therefore clothes define who we are even if we don´t want to, we are the sons of our time, running in order to catch the tendencies which are more and more arbitrary and moveable, we are catalogued for being the first ones to follow them, for being the last one on adapting them for being the ones who rescued them, no matter what we do we are at the end classified. Is this fair? It is dressing such an important act?
When we realize our daily rituals, for some an obsessive pleasure for others an slavery, getting dress is one of the most important ones. Even if you try to convince yourself that you are just wearing “what you have found on the closet” that phrase is never really truth, specially when some event means something in your life and all details have to be taking into account. I have found out that I had wore the same dress for some exams, that I use to wear a particular purse when travelling (which is not the same when travelling by plane or by train), so I have concluded that I am not what I wear but definitively I am telling something through my clothes and I am sure you too are telling me something about yourself through your clothes.
When you are attracted to some kind of music notes and lyrics are important, but also you feel a certain attraction if you see pictures of the musicians, specially if we are talking about rock stars. When I started sharing a room with a complete unknown girl in Paris I have hanged in my side of the wall two big black and white pictures, one of Jim Morrison with his Indians necklaces and his naked arms opened and another of Maria Callas in a black elegant dress, my room mate found that inappropriate but for me they reflected the strength of a define personality, the power to chose the life you want, the sometimes (un) comprehended talent, when I moved to another apartment my roommate asked to keep the pictures because after all she has found out a meaning in the attitudes and clothes of Callas and Morrison.
So if we are what we wear how many persons are we at the end of the day? At the end of an entire life time?; essentially the same, just our feelings and the sensations of the moment we live, change. Local cultures, historical periods, art are impregnate of fashion, one of the things I most admire of Renaissance art is that importance of human being as the centre of all things, and the representation of religious scenes with the faces of the women and men of the time, dressed as the women and men of the time, being conscious of breaking-up with the past. Some pictures went forward showing humans naked, being what we all are, only flesh and bones, fragile and free.
When we meet someone after some time, even years, we are normally able to recognize the person in the style, in little details, so over the suggestions, over what it is appropriate no matter what we wear we should do it always keeping our dignity, being faithful to who we are, we are the same person who goes to a job interview or to a music festival and we keep that personality through little things, little details, over the clothes we are wearing we are who we are and people do care.




A algunas personas no podemos separarlas de sus distintivos: Katharine Hepburn y sus trajes masculinos, los Joy Division (sin Ian Curtis después los New Order) y sus camisas, la escritora Isabel Allende y sus chales, Marilyn Monroe y su corto pelo rubio, la diseñadora Carolina Herrera y sus camisas blancas, Martin Luther King y sus elegantes trajes, la corresponsal Rosa María Calaf y su pelo rojo con mechón claro, Emmanuelle Alt y sus blazer con hombreras, Jim Morrison y sus collares, pantalones de cuero, Maria Callas sin sus joyas.
Las dos pinturas son detalles de obras de Antonello da Messina, una de ellas posiblemente un autorretrato.


Some persons cannot be separate from their symbols: Katharine Hepburn and her male suits, Joy Division (without Ian Curtis New Order) and their shirts, writer Isabel Allende and her shawls, Marilyn Monroe and her short blond hair, designer Carolina Herrera and her white shirts, Martin Luther King and his suits, Spanish correspondent Rosa Maria Calaf and her red hair with a clear lock, Emmanuelle Alt and her shoulder padded blazers, Jim Morrison and his necklaces, leather trousers, Maria Callas never without her jewelries. 
The two details of Renaissance paintings are from Antonello da Messina one of them possibly a self-portrait.

jueves, 12 de mayo de 2011

El Danzón nº 2





La música es efímera y eso es seguramente una de las cosas que la hace tan perfecta, sólo dura unos minutos, se cruza en cualquier momento de tu vida gracias al coche que pasa, al que se dejó la ventana abierta cuando caminas por una calle o al guardia del museo que tiene una pequeña radio para acompañarle en el décimo paseo entre las obras de arte. La música te divierte, te hace pensar en cosas que has vivido, te estimula, te alegra y te lleva a otros lugares reales o imaginarios. Tengo una colección de canciones que pienso que me encantaría poder oír antes de morir, porque la música debería siempre acompañarnos; por eso también creo que la música es una forma de recordar a quienes se han ido y de los que quizás no pudimos despedirnos. Como la música nosotros somos efímeros, hechos de una mezcla de recuerdos y deseos. La personas como las canciones, vuelven a nosotros de forma inesperada gracias a las fotografías, las cartas, lo que de ellos recordamos y con esos momentos propios y prestados construimos nuestra propia vida.
Cuando oí por primera vez el Danzón nº 2 hace unos dos o tres años instantáneamente esa música me llevó a Venezuela y a ciertos recuerdos personales, la canción es hermosa pero no puedo estar segura de si me gusta tanto por su belleza o por lo que ella me hace pensar. Después de una introducción triste que parece una despedida viene un movimiento ligero, rápido, alegre, muy alegre que es como cuando alguien muere, primero es la tristeza del adiós después el recuerdo de los momentos felices. Este danzón no es para mi un danzón al uso, no es para bailar ni mucho menos, es la historia de una vida entera, en él las notas recrean la lucha, la fuerza, la ilusión, la desazón también la felicidad que efímera, sólo dura unos segundos;  y después cuando se apagan sus notas, el recuerdo. Sin saber entonces muy bien por qué me gusta tanto el Danzón nº 2 de Arturo Márquez lo escucho una y otra vez para aprender a despedirme de quienes nunca quisiéramos que se fueran.
El Danzón es del compositor mexicano Arturo Márquez, que lo escribió en 1994. La versión que oí por primera vez fue interpretada por la orquesta Simón Bolívar de Venezuela, la versión que siempre escucho es esta bellísima interpretación de la Bolívar en  el Proms Festival de 2007 dirigida por Gustavo Dudamel.
(Fotografía inferior propiedad de la BBC. La Orquesta Simón Bolívar en el Proms)


viernes, 6 de mayo de 2011

Down in the Tremé



Treme ha vuelto, su segunda temporada empezó la semana pasada satisfaciendo las ansias de quienes nos volvimos auténticos adictos durante su primera temporada. El primer capítulo ha sido una introducción de las nuevas circunstancias de los personajes que en la primera parte estaban todavía adaptándose al hecho de haber sobrevivido a una catástrofe, pues Treme es la historia de Nueva Orleans después del Katrina y toma el nombre de uno de los barrios tradicionales de la ciudad. La serie no sólo cuenta los efectos previsibles después de un huracán sino que muestra de forma clara el desastre detrás de la catástrofe en sí, la pérdida de ciertos elementos de la cultura tradicional que hacen de Nueva Orleans una ciudad única en los Estados Unidos, la emigración de muchos de sus habitantes que no pudieron reconstruir sus casas con el consiguiente desarraigo, el esfuerzo de comerciantes, artistas, habitantes anónimos por retomar la rutina, sus trabajos, los conciertos, los desfiles de los “Indios”, el Mardi Gras. También se muestran los intereses, como en momentos de crisis y destrucción unos definitivamente pierden más que otros y algunos sencillamente aumentan sus ganancias. Treme está llena de personajes variopintos pero en ellos se muestra el sentir de la ciudad, viven en un lugar especial con muchos problemas estructurales antes y después del Katrina pero aman su originalidad.
La música como no podía ser de otra forma tratándose de Nueva Orleans es un elemento muy importante, y está presente en las vidas de los personajes, algunos de ellos son músicos otros son admiradores pero todos ellos sienten el jazz como un patrimonio cultural esencial de su ciudad. Para mí una de las más bellas tradiciones que Treme muestra es la Second Line, o el cortejo que acompaña a los muertos en su enterramiento, un grupo tras una banda de música que baila y agita sus pañuelos y que sirve como despedida y catarsis. La Second Line también es ese grupo heterogéneo de gente que simplemente baila y camina mientras las bandas recorren las calles con su música los días de fiesta. El primer episodio de esta segunda temporada comienza en el cementerio, con el sonido de un trombón, la música acompañando siempre a los muertos y también una despedida a parte de la ciudad que se perdió para siempre con el Katrina, ver Treme es enamorarse de Nueva Orleans mostrada sin engaños ni artificios. Y aprender que valorar el patrimonio cultural es la forma más rápida de levantarse tras la tormenta.
P.D: La serie Treme ha sido creada por David Simons y Eric Overmyer en España la Cadena Ser le dedicó varios especiales (unos 14 programas con música de Nueva Orleans) busquen Treme Cadena Ser y podrán oírlos todos.



*Treme is back for the joy of those who are addict to it. The first chapter of this second season shows the new circumstances of those characters that in the first season were trying to get back the pieces of their lives after the Katrina. Treme is named after the famous neighborhood of New Orleans. The series is not simply telling the effects of a hurricane over a city but the disaster after the catastrophe, the danger of losing the elements of a unique culture, the relocation of some citizens who could not rebuilt their houses, the effort of anonymous persons to keep going with their humble business, pubs, restaurants, keeping the traditions alive, like the parade of the “Indians”, the Mardi Gras. The series also criticizes the obvious fact that some lost everything because of the Katrina others just made a lot of money out of the event. Treme is composed of peculiar characters but through them the originality of the city is shown, they know they live in a city with some problems before and after the Katrina, but they love the especial character of New Orleans.
The music is indeed another character of Treme, it could not be otherwise in New Orleans, one of the most beautiful traditions the series shows is the Second Line, a group of persons behind a brass band in their last good bye to the dead they are going to bury, waving their handkerchief and dancing in a ceremony that is full of joy and serves as catharsis. A Second Line is also the group that spontaneously dance behind a music band on the streets of New Orleans. The first episode of this season stars in a cemetery with the sound of a trombone, the music always accompanies the death, is a good bye to that part of New Orleans gone forever with the Katrina, if you see Treme you will instantly fall in love with the city that you will see free of artifices. Also we learn that protecting the cultural patrimony is one of the best ways to keep going after the storm.
P.S: In Spain one radio, Cadena Ser, made last summer about 14 programs dedicated to Treme and the wonderful music of New Orleans. Search for Treme Cadena Ser and you will able to hear them all.


miércoles, 4 de mayo de 2011

La Sinfonía nº 5.


En este año se cumplen cien de la muerte de Gustav Mahler, con este motivo se celebrarán festivales y eventos conmemorativos, leyendo sobre el libro de Mahler escrito por Norman Lebrecht me enteré de que no fue un músico comprendido ni especialmente valorado en su época, me pareció sorprendente porque aunque sé que en nuestro inconsciente colectivo el mito del artista perfecto es precisamente aquel que haya sido un adelantado a su época, despreciado por sus congéneres y alabado sólo por las generaciones posteriores, siempre pensé por la naturaleza de su música que Mahler tenía que haber sido adorado por quienes hubiesen oído por primera vez sus composiciones. Sobre todo si se tiene en cuenta que Gustav Mahler formó parte de ese exclusivo grupo de grandes artistas de todas las disciplinas que hicieron de la Viena de finales del siglo XIX y principios del siglo XX un centro grandioso del arte, específicamente la Sezession fue uno de los movimientos más impactantes que se pueda imaginar, dotado de belleza, imaginación pero también destreza técnica, racionalidad, estos son precisamente los elementos que evoca en mí la música de Mahler, una composición medida, bien pensada pero que vuela y te transporta a escenarios poéticos, es capaz de simbolizar la más profunda tristeza con ecos de muerte y la más exaltada alegría. Mahler creó una música cinematográfica antes de que el cine con banda sonora fuera realmente concebido. No entiendo por eso que no gustara, creo que una posible explicación sea que cuando las sociedades avanzan, la arquitectura produce hermosos edificios de fachadas imponentes, la riqueza se palpa en las calles no se deseaba un recordatorio de la muerte, las guerras, las miserias de la condición humana, quizás entonces si fueran capaces de comprender la música de Mahler pero no querían enfrentarse a las emociones que ésta simbolizaba. Es imposible no oír cualquiera de sus sinfonías y no sentir una gran emoción, la música de Mahler no puede dejarte indiferente y menos si eres un amante del buen cine.
Aparte de la conocida historia de amor exagerada entre él y Alma supe por el texto que leí que Mahler perdió a muchos de sus hermanos, creo que en ese conocimiento de la desesperación que sólo produce la muerte está el origen de esa profundidad de sentimientos que fue capaz de reflejar en su música, la belleza del amor, la muerte que es inevitable. Insisto en que no sé porque fue incomprendido, los sentimientos de todo ser humano se encuentran en su música.



*This year we commemorate the 100 years of Mahler´s death, reading about the book dedicated to him by Norman Lebrecht I have discovered with surprise that he was not a loved musician and that his generation did not understand his music. I can´t explain that, even though I perfectly know that what we all believe is the perfect mythical artist is the one who was ignored during his time and is discover by us, the “future” generations, I can´t by all means understand that Mahler´s symphonies were not loved by those who had the privilege to be the first to hear them. Especially if you realize that he formed part of the incredible artists that made of Vienna the capital of art during the last years of the XIXth century and the first ones of the XXth century, the Sezession has been one of the most impressive art movements: rational, poetic, aesthetic, powerful and technically perfect; that is precisely what I find in Mahler´s music a technically well composed melodies which are at the same time full of emotions, of beauty. He is able to make you feel the deepest joy or the deepest sadness, the desperation that only death can cause. Mahler created the perfect notes for the movies before the soundtrack specifically composed for movies were actually imagined. One possible explanation to the fact that his music was not appreciated might be the fact that when societies are powerful and rich they do not wish to be reminded the misery of the human condition, the war, the sickness. It is impossible to hear Mahler´s music and not experiment a huge emotion, especially if you love the good cinema.
Apart from the well known love story between Mahler and Alma I have read that he lost some of his brothers being a child, maybe those events explain why his music is able to transport you to the beauty of love and to the pain of death. I insist I cannot understand why he wasn´t comprehend, all humans emotions are reflected in his music.




Las imágenes corresponden a: detalle de la obra Serpientes Acuáticas II de Gustav Klimt, pintada en torno a 1907. Gustav Mahler y finalmente el edificio de la Sezession en Viena (1898), realizado por Olbrich, edificio racional pero coronado por una brillante cúpula de hojas doradas, en su friso el lema: A cada tiempo su arte, al arte su libertad. *Editado el 9 de Junio de 2012, la última fotografía ha sido removida y sustituida por la que aparece ahora debido a derechos de autor, esta fue realizada por los fotógrafos C.H. Bastin y J. Evrard.

The pictures are: detail of the Gustav Klimt masterpiece Sea Serpents II painted circa 1907. Gustav Mahler and finally the Sezession (1898) building in Vienna, designed by Olbrich it has a rational plan but an original dome made of golden leaves. The motto written in the façade is: To every age its art and to art its freedom. June 9th 2012: the last picture has been removed and replaced due to copyrights, this one has been taken by the photographs C.H. Bastin and J. Evrard

 
Y por último lo mejor / And at last the best


La Sinfonía nº 5 / Symphony nº 5

lunes, 2 de mayo de 2011

"Sin sueños no se podría vivir. Tampoco sin ficciones"



Ha muerto Ernesto Sabato y siendo Sobre Héroes y Tumbas uno de los libros que más me ha gustado leer no puedo dejar de hablar de él. Lo primero que leí de Sabato fue como muchísima gente, pues al menos en algunos colegios latinoamericanos es lectura obligatoria, su breve pero intensa novela El Túnel. En ella sigues los pasos de un perturbado que se hunde cada vez más en su personal universo tenebroso, siendo autor de un crimen atroz que luego le espanta. Poco después me encontré en mi casa con Sobre Héroes y Tumbas, tiene un inicio que te atrapa, Martín, un frágil y cándido muchacho siente que le miran y descubre al amor que marcará su vida, una mujer misteriosa que vive en una casa de locos, un ser salvaje con quien descubre muchas cosas pero siempre con gran angustia y sufrimiento, una historia de amor agónica que desde el principio se intuye que no puede terminar bien. La historia se construye transitando por lugares emblemáticos de Buenos Aires, hay en el texto multitud de referencias culturales, casas desvencijadas llenas de secretos, y el capítulo Informe sobre Ciegos que es un largo monólogo, una reflexión de un desequilibrado lleno de ironía, frases agudas y también locas conclusiones que te llevan al centro de la historia, al igual que en El Túnel, vemos el mundo enmarañado de personajes desequilibrados perdidos en sus propios sueños, que buscan comprobar sus teorías obsesivas, que huyen, que maltratan, que acaban consumidos, encerrados en sus delirios, reflejo cierto de la paranoia que podemos encontrar en ciertas personas, pero también la que surge en nosotros como sociedad.
Y al final la desolación de un personaje con el que cualquiera puede identificarse, el vacío que deja la experiencia de haber experimentado el amor de forma atormentada, para él, irrepetible. Ningún otro texto de Sabato me ha gustado tanto como Sobre Héroes y Tumbas, muchas veces incomprensible y duro, otros romántico y lleno de nostalgia, diferente. Leyéndolo me dediqué a subrayar algunas frases puesto que está lleno de frases contundentes, reflexivas, que expresan la complejidad de la historia y de los personajes, y también lógicamente los de su propio autor. Algunas de ellas que vuelvo a leer ahora son; “esos instantes que no forman parte del tiempo sino que dan acceso a la eternidad”, “por suerte, el hombre no es casi nunca un ser razonable, y por eso la esperanza renace una y otra vez en medio de las calamidades”, “el absoluto no existe”. La frase que encabeza esta entrada está extraída de una conversación entre Jorge Luis Borges y Sabato, entre otras cosas hablaron de la importancia de los sueños, diciendo Sabato que sin ellos no se puede vivir, tampoco sin las ficciones, y no se puede vivir efectivamente sin que nos cuenten historias, amables, absurdas o delirantes, pero especiales como Sobre Héroes y Tumbas.
A pesar de ser un escritor que sabía jugar con las palabras para recrear la mayor belleza o el más crudo terror fue un artista comprometido con su tiempo y presidió la Comisión que investigaría los hechos acontecidos bajo la dictadura argentina, un relato sin duda desprovisto de poesía.






*Ernesto Sabato has died and being On Heroes and Tombs one of the books that I have enjoyed more I could not help writing about it. The first novel of Sabato that I have read was The Tunnel (like a lot of other people considering that this reading was mandatory in several Latin-American high schools). In The Tunnel you follow the steps of a disturbed character who is trapped in his dark universe, he commits a terrible crime that makes him react. Then I found in my house On Heroes and Tombs, this book has a wonderful intriguing beginning, a fragile good boy, Martin, found out that he was being observed by a mysterious beautiful woman who lives in a house of nuts, a savage woman who will show him some things of live albeit always with suffering and anguish. We walk with them through the famous places of Buenos Aires, the old mansions, and in the middle of the story you will find the famous report about blinds that is really the monologue of a lunatic, the characters are lost in their obsessions, they cause pain to each other, they are destroyed by their paranoia and oppressed by their madness. That same madness that sometimes we find in ourselves as society.
At the end there is only the deep grief of Martin, who everyone can feel related to. The emptiness left behind by a tortured love, for him unique. No other writing of Sabato has pleased me so much, it is hard and romantic, nostalgic and incomprehensible, different. When I was reading it, I underlined those phrases that I found especial, some of them are; “those moments that are not part of time but an access to eternity”, “luckily most of the time the human being is not reasonable, that is why hope is born again and again in the middle of disasters”, “the absolute does not exist”. The phrase I have used to name this entry (Without dreams we could not live, neither without fictions) has been said by Sabato during a conversation with Jorge Luis Borges, both were talking about the importance of dreams, and indeed we could not live without stories, absurd, optimistic, complex, but always especial as On Heroes and Tombs is.
Even though he was able through his use of words to recreate beauty and the most vivid horror he was an artist conscious of the time he was living, he presided the Commission that investigated the crimes during the Argentinean dictatorship, a story not at all poetic.



Licencia Creative Commons
La Costa Esmeralda por La Costa Esmeralda se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.