viernes, 30 de septiembre de 2011

Hay bandas que nunca mueren: Soda Stereo



Si hay una banda, un grupo, una música que haya marcado a toda una generación de latinoamericanos, esa es Soda Stereo, parafraseando el título de una de sus canciones más rotundas, Ella usó mi cabeza como un revólver, yo titulo esta entrada Hay bandas que nunca mueren pues eso es lo que ha ocurrido con Soda Stereo, un grupo declarado oficialmente muerto por sus integrantes en 1997 para resucitar una década después y seguir en estado latente. Gustavo Cerati su cantante y miembro más conocido espera despertar de un coma que se prolonga ya demasiado tiempo.
Si vives en Caracas, Buenos Aires, Ciudad de México, si simplemente rondas los treinta y algo y vives en Latinoamérica y te gustan Soda Stereo, probablemente hayas estado en algunas de las sesiones de El Último Concierto, la despedida oficial del grupo en 1997. Yo también tenía entrada para el concierto de Caracas pero (y de ahí que mi entrada esté completa, sin romper) no pude ir. Siempre he lamentado no haber podido estar en ese concierto, al que muchos de mis amigos fueron y que ha quedado en su recuerdo como una de esas cosas que no se olvidan jamás.
Lo que canciones como En la ciudad de la furia, Persiana Americana, Cuando pase el temblor, El séptimo día, evocan en mi es un montón de recuerdos de cómo era la ciudad en la que crecí entre los años ochenta y noventa, un caos que crecía a toda velocidad pero donde aún muchas cosas eran posibles, una juventud con ganas de viajar, aprender y experimentar, fue al revés que para otros países el fin de una buena época en la que empezaron los primeros problemas económicos graves para Venezuela, y aún sin embargo había muchísimas posibilidades porque muchas cosas estaban por hacer. Desde Caracas se emitía un programa de vídeos musicales llamado Sonoclips que para nosotros era una ventana para descubrir a grupos venezolanos como Sentimiento Muerto que nos acercaban a lo que se hacía en Inglaterra o en Buenos Aires.
Canciones como Ameba o Primavera 0, llevaron a Soda Stereo a algo más allá de la actitud punk y las guitarras acompañadas de letras poéticas, se abrieron a la experimentación de los noventa y de los nuevos sonidos que ya estaban superando al grunge desde Bristol.
Lo que Soda Stereo significó para mi fue la entrada hacia la buena música que se hacía en español, que también podía ser diferente y tener unas letras con las que yo me identificaba mucho más que con la música “latina” al uso, contradictoriamente gracias a la apreciación de la música de Soda pude llegar a esa música latina que a veces menospreciábamos pero que tiene en Rubén Blades, Celia Cruz o Willie Colón dignos exponentes, revolucionando ellos también en su estilo la música del momento. Las canciones de Soda Stereo, Fito Páez, Dermis Tatu, Desorden Público, Café Tacuba u otros eran para nosotros a finales de los noventa el acompañante lógico y natural de Air, Nirvana, Daft Punk, Portishead, Alice in Chains, Massive Attack o Bjork, en una ciudad con 40º a la sombra algunos nos empeñábamos en ser distintos y en eso Soda Stereo siempre fueron maestros.
Las razones por la que Soda Stereo es un grupo que seguirá sonando, que seguirá siendo contemporáneo, son su deseo por conocer la música del momento y matizarla a través del filtro de su estilo y sus conocimientos como músicos, estuvieron siempre en la vanguardia, mirando hacia lo que se hacía fuera de su país, de su continente, sin miedo a mezclarlo con sus propias tradiciones musicales, con otros experimentos más personales, un camino propio pero siempre conectado con lo que se creaba en el momento. Soda Stereo es mucho más que De música ligera y su canciones nos han acompañado a través de los años y seguirán estando ahí trascendiendo el momento, porque hay bandas que no mueren.


*Soda Stereo has been one of the most important bands in Latin America between the 80s and the 90s, they evolved from punk to electronic always with an original style, authentic and unique, with poetic lyrics that made this band to be a real symbol for an entire generation that was trying to find their own path while trying to get connected with the music made in the UK or the USA, a generation who felt different in a continent revolved by immense contrasts and political troubles. This particular style explains why Soda Stereo will never die for us and their music always “avant garde” will be remember and it is now a classic.
If you wish to discover them I suggest you to listen to what they have composed not exactly in order, explore the incredible sounds of their album “Dynamo”, experimental music in Spanish and then come back to their beginnings with “Signos” and one of the most famous of their songs “Persiana Americana” and jump again to the their last creations and listen “Ella usó mi cabeza como un revólver” to have a slight idea of what Soda Stereo music is and the meaning this had in Latin America during the transition between the 80s and the 90s.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Licencia Creative Commons
La Costa Esmeralda por La Costa Esmeralda se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.