viernes, 8 de junio de 2012

Juguemos a un juego



Mi trabajo consiste sobre todo en escribir y leer, escribir documentos con las razones o los hechos de otras personas, defender los argumentos ajenos en base a las consideraciones e interpretaciones de otros, por eso escribir sobre cosas livianas, sin importancia, que leerán unos pocos parece a veces una traición a mis ocupaciones, pero es una traición necesaria y placentera. España, que está viviendo un momento de pesadilla, se enfrenta a numerosas reformas, transformaciones y cambios, nuevos nombramientos se producen y se producirán en los próximos meses, gente que ocupará sus cargos durante tres, cuatro o seis años. He pensado en qué estaba haciendo yo en Junio de 2008 y cuáles eran mis expectativas sobre los cuatro años siguientes, pues ahora mismo hablar de lo que seremos en 2016 llena a la gente de incertidumbre y de miedo. Entonces juguemos no a lo que seremos sino a lo que nos gustaría ser, es muy simple para quienes no creemos en el destino intentar construir en nuestra imaginación nuestro futuro, ya que estamos convencidos de que nada está marcado fantaseamos con cambios radicales, sueños imposibles o en definitiva cualquier cosa que se nos ocurra. No me gusta la gente que es optimista sin causa, que se enfrenta a las situaciones con la creencia ciega de que un ente superior, una conjura de los astros o su carisma personal solucionarán todo en el sentido que desean, por el contrario creo que el optimismo no es más que un truco de los sensatos que conocen bien las consecuencias de sus actos pero se enfrentan a las situaciones pensando en las soluciones y no soñando con que algo no ocurrirá, prepararse para lo peor luchando por lo mejor y no intentar consolarte rápido cuando tienes un revés, es mejor dejarse abatir para poder empezar de cero de nuevo en vez de convencernos de que pase lo que pase estaremos bien porque esto nunca es así.
Imaginemos entonces lo que seremos y mejor lo que podríamos ser dentro de cuatro años, en Junio de 2016 tendremos una primavera como siempre llena de días de sol y calor y algún día de tormenta gris, quizás hayamos aprendido cosas interesantes sobre la vida y de nosotros mismos después de vivir acontecimientos de esos que marcan la existencia, un cambio de país, el nacimiento de un hijo, el inicio de una amistad, el crecimiento de una relación amorosa, el asentamiento de ese proyecto laboral que ahora apenas comienza. También seguramente habremos perdido a alguno de nuestros seres queridos, quizás recibamos la noticia de una enfermedad inesperada, algún desastre natural podrá afectar el lugar donde vivimos, nos distanciaremos de alguien sin razón alguna. Mirando hacia el 2008 no sabría decir si ese Junio era mejor que este, muchas cosas buenas me han sucedido desde entonces y también muchas malas, lo que he confirmado es que todas las buenas las he ido construyendo en el camino, que lo mejor de estos años ha sido aprender de lo ocurrido y nunca dejar de creer que lo que viene será mejor aunque no ignore que cosas desagradables está también siempre esperándonos.
En 2016 yo espero que habremos comprendido que sólo tenemos una tierra y que debemos protegerla, que la mejor forma de trabajar no es comprar más lejos y más barato sino producir mejor en todas partes, que los derechos no se cercenan sino que se refuerzan, que no es más rico ese que dicen que menos necesita sino ese que tiene a su alcance a Mozart y a Vargas Llosa en la biblioteca pública de su pueblo y a Velázquez colgado en El Prado para deleite de todos, que el momento es ahora y que el destino no lo ha escrito nadie.

*My work is basically writing and reading documents, defending other´s people ideas with other people´s arguments, for this reason write about nothing in particular in this blog is like a relief but also some kind of a betrayal to my responsibilities, a necessary betrayal in any case. Spain is living one of the most terrifying moments of the decade, legal changes, new persons in charge of the most important institutions and a general transformation of the public services, the new governors of our Public Bank, our Supreme Court or the government will stay in their charges for three, four or six years, can you image what will happen until then? Nobody can and nobody is willing to talk about it frightened as they are for the future and its consequences. I do not especially like people who are optimistic without a reason, I don´t like those who believe that God, some strange combination of the planets or they personal luck will turn things to be the way they want, on the other hand I guess optimism is just a trick of the sensible people to confront all difficult situations and find a solution for them. Let´s play the game of imaging what turn our lives will take in four years; people who don´t believe in destiny can play this game as we consider we can build our own futures or at least fight for it.  
In June 2016 we will live for sure in a Spring full of sun with some stormy grey days, we will have learned interesting things about life and about ourselves after living the kind of moments that mark our existences, we will move to another country, we will give birth to a son, we will get involve with a new love, we will build new friendship and we might feel in a secure place with the enterprise that today is just starting. And we will not escape to the death of someone close to us, or we might discover a disease we didn´t expect, an earthquake will shake the house we will live in or we will get apart of someone we love without reason. During these last four years I am not sure if things have turned better or not, I know I have been blessed with a lot of good things and other bad things have happened. I am sure that all the good things have been achieved after work and effort. I am preparing myself to live the good experiences to come without forgetting that not so pleasant things are also waiting for me.
In 2016 I hope we all have learned that we have one Earth and we are responsible for taking care of it, that the best way to produce is not the cheapest the best but with dignity everywhere, that human rights must be reinforced not reduced, that the richest persons are not exactly those who need less but those who have Mozart or Vargas Llosa in the shelves of the public library of their towns and a Picasso hanging in a public museum, that the moment is now and nobody is writing your destiny.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Licencia Creative Commons
La Costa Esmeralda por La Costa Esmeralda se encuentra bajo una Licencia Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-SinObraDerivada 3.0 Unported.